¿Qué es una newsletter y cómo conseguir que sirva para aumentar las ventas de tu negocio?

Qué es una newsletter y cómo conseguir que sirva para aumentar las ventas

¿Qué es una newsletter y cómo conseguir que sirva para aumentar las ventas de tu negocio?

 

.0 Qué es una Newsletter

A menudo surge la pregunta de qué es una newsletter o qué significa newsletter. L lo cierto es que son pocas las personas que logran definirla de forma apropiada porque no están acostumbrados a ver lo que es una auténtica newsletter.

En internet circulan muchos ejemplos de newsletter pero muchas de ellas no cumplen los requisitos necesarios para que sean efectivas. Por tanto, vamos a definir primeramente su significado para entender mejor en qué consisten.

Una newsletter, que podríamos traducir al español como boletín de noticias. Se trata de una publicación digital de carácter informativo que se constituye en forma de email. Y son distribuidas por las empresas periódicamente. Para poder recibir una newsletter debemos dar nuestro consentimiento y convertirnos en suscriptores.

Habitualmente, las empresas o autónomos envían newsletters con el fin de:

  • Informar sobre promociones y ofertas especiales.
  • Dar a conocer noticias de interés para los suscriptores.
  • Ofrecer contenidos exclusivos para los suscriptores.
  • Informar sobre el lanzamiento de nuevos productos.

Una newsletter bien constituida y empleada es una de las mejores herramientas de marketing online para las empresas. Ya que permite estar en contacto directo e informar a miles de posibles compradores.

Gracias a las newsletters se consiguen leads (información de interés sobre los usuarios) que podemos transformar en clientes. Siempre que se realice una buena gestión y estrategia de marketing. Pero ¿cómo conseguir que nuestras newsletters sean efectivas y no queden en las bandejas de nuestros destinatarios como correos no leídos?

A continuación, como agencia de posicionamiento seo especializada en email marketing. Explicaremos los pasos más importantes sobre cómo crear newsletters para que sean un rotundo éxito y puedas incrementar las ventas en tu negocio.

contenidos

1. El contenido siempre debe ser conciso y de interés I

Lo más importante es que lo que queramos informar. En nuestras newsletters esté expuesto de forma concisa y que resulte interesante para nuestros suscriptores.

Si, por ejemplo, nuestra empresa es de productos cosméticos naturales podemos ofrecer noticias relacionadas con el sector. Pero no otras que no tengan nada que ver como la subida de los precios del petróleo u ofertas de ventas de inmuebles. Podemos buscar temáticas relacionadas que tengan una fuerte conexión con la nuestra.

Hay que evitar la palabrería y expresar en pocas frases el objetivo principal para enviar esa newsletter. A menudo las empresas camuflan sus verdaderas intenciones en las newsletters y el resultado es que los suscriptores se dan de baja porque sienten traicionada su confianza. Además, el exceso de contenido puede agobiar a los lectores que en muchas ocasiones cuentan con solo un par de minutos para leer nuestras newsletters.

A no ser que tus suscriptores sean especialistas y tengan un gran dominio de vocabulario técnico. No emplees tecnicismos en exceso que puedan desconcentrar a tus lectores. El contenido además de conciso tiene que ser muy claro para que todo el mundo pueda entenderlo desde la primera vez que lo lee. Además, ese contenido tiene que despertar el interés de tus suscriptores para que se preocupen en ir hasta tu página web y busquen más información o realicen la compra que desean.

2. El contenido siempre debe ser conciso y de interés II

Evidentemente, si quieres vender algo a través de tus newsletters tienes que emplear un cierto tono comercial. Pero este tono no debe de ser el predominante porque aburrirías a tus lectores. Apuesta por ofrecer información de forma persuasiva, convenciendo mediante razones porqué se debe elegir a  tu negocio y no a la competencia.

También es útil que crees cierto grado de urgencia para que los suscriptores compren tu producto lo antes posible ya que ofreces una oportunidad que no deben dejar escapar.

Emplea siempre palabras positivas que motiven a los suscriptores a seguir leyendo y verbos de acción. Un buen redactor de newsletters es aquel que es capaz de atraer y motivar a los lectores mediante sus palabras.

Es muy importante que prestes atención al apartado “asunto” de los emails. Porque es frecuente que se cometa el error de rellenarlos con frases interminables y aburridísimas. Según los expertos en marketing digital, un gran porcentaje de los usuarios de internet deciden si abrir o no los emails que llegan a sus bandejas de entrada conforme al asunto.

Por eso, los asuntos de tus newsletters tienen que ser siempre creativos y que inviten a hacer click para leer el email completo. Si los asuntos son demasiado largos o aburridos probablemente tus emails serán enviados a la papelera y jamás serán abiertos.

imagen-llamativa

2. El diseño de las newsletters debe ser atractivo y diferenciador

La apariencia física de cualquier tipo de objeto o información siempre es de gran importancia. Porque suele servir como filtro: si algo que vemos nos agrada a la vista tiene más posibilidades de recibir nuestra atención que algo que nos produce rechazo.

Por eso, en toda newsletter hay que cuidar con mucho esmero el diseño que empleamos para que se ajuste adecuadamente a nuestros objetivos.

El uso de suficientes espacios en blanco ayuda a aliviar la sensación de aglomeración que suelen tener muchos emails. Ten en cuenta además que muchos de los emails son leídos en dispositivos móviles, por lo que si creas newsletters con muchos contenidos los suscriptores tardarán mucho tiempo en completar su lectura.

En internet existen muchas plantillas de newsletter gratis que pueden servirte de orientación. Pero lo más recomendable es que hagas varias modificaciones para que no se parezcan a las utilizadas por otras empresas. Cambia colores y tipografía e inserta algún contenido multimedia.

Los contenidos audiovisuales siempre son bien recibidos por los usuarios y hacen que permanezcan más tiempo en nuestras newsletters. Recuerda que los vídeos que uses sean coherentes y aporten algún valor añadido al contenido de tu newsletter. Evita vídeos cuya duración sea superior a 2 minutos porque tampoco quieres distraer a tus suscriptores de que lean tu contenido y hagan click en los enlaces que les propones.

3. Todas las imágenes que incluyas deben tener alt text

Uno de los errores más frecuentes a la hora de hacer newsletters  es el de introducir imágenes en el contenido sin alt text. El Alt text es la breve información que tiene que estar incluida en las imágenes, ya que  es necesaria para que los buscadores puedan saber cómo son.

Alt text proviene de alternate text o texto alternativo. Y adquiere una gran importancia en los buscadores cuando las imágenes tienen serias dificultades para cargarse junto con el resto del contenido de la página. Es por ello que tienes que intentar siempre incluir en las imágenes que emplees en tus emails y newsletters el atributo alt text.

4. Introduce un solo call to action por newsletter

Tradicionalmente se solían introducir varios call to action en las newsletters. Pero debido a la escasez de tiempo que solemos tener como consecuencia de las cargas diarias, es mejor que escojas el que consideres más importante para tus suscriptores.

De este modo conseguirás que los lectores no se pierdan entre tus contenidos. Y podrás impulsarlos  para realizar la acción que consideras más importante  para ti.

newletter

5. Recuerda qué tipo de newsletter quieres enviar

Al principio debes establecer tu estrategia de email marketing. En la que usarás las newsletters como herramienta principal, será imprescindible que reflexiones sobre su finalidad.

Dependiendo de esa finalidad que tengas a la hora de enviar tu newsletter. Será necesario que te centres  en unos aspectos u otros. Uno de los principales errores de los responsables de redactar newsletters es que quieren cubrir todos los detalles de la actividad profesional de su negocio al mismo tiempo y en un solo email. Es decir, que en una misma newsletter intentan hacer referencias a todos los productos o servicios que ofrecen. También las ventajas frente a la competencia, noticias relacionadas, casos de éxito, etc.

El resultado, como es de prever, es que crean newsletters completamente condensadas de información. Por lo que los suscriptores tienen una gran sensación de  agobio.

Rehúye de hablar sobre tu negocio de forma general en las newsletters. Apuesta por centrarte en un solo aspecto o función. Todo contenido e información  que  vas a ofrecer a tus suscriptores ha de ser relevante y tener el propósito que determinaste.

No emplees newsletters solo para vender tus productos o servicios. Regala a tus suscriptores información relevante y exclusiva sobre temas que les puedan importar e interesar.

6. Informa sobre la frecuencia de tus newsletters y envíalas en el momento adecuado

Al enviar la primera de tus newsletters tienes que informar sobre la posibilidad de suscribirse a tus newsletters. También de la frecuencia con la que has planificado enviarlas. De esta forma todos los que acepten recibir tus emails serán mucho más receptivos a tus mensajes. También debido a que fueron informados previamente y  consultados para que dieran su consentimiento.

Las newsletters siempre han de ser enviadas en el momento oportuno. Es decir, el día y la hora que sabes que podrán ser útiles para tus suscriptores. Para poder saber cuál es el momento adecuado analiza los resultados que obtengas en tu primera tanda de emails que mandes.

Esperamos que te haya resultado de gran utilidad este artículo. Ahora podrás crear newsletters efectivas que aumenten las ventas de tu negocio.